jueves 19 de mayo del 2016

Leire Akarregi: "Subrayo la generosidad y la actitud participativa del grupo"

Acaba de finalizar la primera fase del proyecto Hazilan en Lea-Artibai, conocida como Aktibatu, donde Leire Akarregi ha realizado la labor de coach para ayudar a los participantes a reforzar sus habilidades personales y profesionales. Para conocer un poco más cómo ha ido esta primera fase, hemos hablado con Leire:

 

¿Qué es la metodología coaching?

 

Es un proceso que se trabaja con una persona o un grupo donde se plantea alcanzar un objetivo concreto. Partiendo de ahí, se diseña un plan de acción teniendo en cuenta las necesidades de esa persona o grupo. Para la consecución de dichos objetivos es necesario comprender de dónde partimos, donde estoy y hacia donde me quiero dirigir. De esta forma sabré el camino que debo escoger.

 

Este curso está basado en las capacidades dirigidas sobre todo hacia la empleabilidad. ¿Cuál es la mayor necesidad que habéis detectado?

 

 

Sobre todo hemos percibido la necesidad de definir qué quieren profesionalmente. Esa necesidad está directamente relacionada con la falta de auto-conocimiento. Es indispensable que la persona se conozca a sí mismo lo mejor posible para que, lo que quiero ser y hacer profesionalmente, esté en consonancia con la fórmula de objetivos SMART que se aplican en el coaching. De esta forma, podrán responder a todas las preguntas de esta fórmula. Para la consecución de un objetivo no es suficiente con tener la idea, debe cumplir unas unos requisitos (SMART) para poder desarrollarse: que sea detallado, se pueda medir, sea motivador, realista y que se lleve a cabo en un tiempo concreto. Si no se concretan esos requisitos, nos perdemos y podemos estar años con la idea dando vueltas en la cabeza, pero sin llegar a ejecutarla.

 

¿Cuál es el aspecto que habéis trabajado más en profundidad?

 

Las características de los profesionales que buscan las empresas de hoy en día van más allá de un CV bueno. Están más relacionadas con los conceptos de ser "un buen profesional" o "una buena persona". Para ello, es indispensable un buen auto-conocimiento y las habilidades comunicativas y sociales. ¿Cómo me comunico? ¿Cómo me relaciono? ¿Qué tipo de vínculos creo? Estos tres apartados son la base de un buen funcionamiento del trabajo en grupo. Hemos trabajado diferentes herramientas para reforzar estos tres aspectos. Poca teoría y mucha práctica. Siguiendo el lema "No hay coaching sin acción", en nuestra opinión la manera más efectiva de desarrollar esas habilidades es interiorizándolos a través de ejercicios prácticos.

 

¿Cuál ha sido la evolución de las/os participantes?

 

Cada proceso depende de las personas que participan en ella, es decir, no hay dos procesos iguales. La evolución de los participantes también depende del grupo. Esto les permite ver cómo funcionan trabajando en grupo y saber cómo quieren funcionar. Se dan cuenta de que tienen que trabajar más una u otra capacidad. El grupo con el que he trabajado ahora ha sido un grupo sólido desde el principio; se han centrado en la confianza y la participación, y esto les ha permitido crear un espacio adecuado y cómodo para conocerse a ellos mismos. Han realizado un trabajo personal pero al mismo tiempo han dirigido sus habilidades al grupo, ayudándose los unos a los otros.

 

¿Qué destacarías de esta experiencia?

 

Hay muchas cosas que destacaría, sería una lista larga. Sin embargo, subrayaría la generosidad y la actitud participativa del grupo. Ellos son la llave del proceso y una actitud abierta aumenta las posibilidades de trabajar. Han sacado provecho del proceso.

Desde la perspectiva del coach, esta experiencia nos ha permitido seguir aprendiendo. El coaching, al igual que muchas otras disciplinas, es un espacio infinito de aprendizaje que trabaja las habilidades de las personas. Una experiencia así, deja al descubierto las habilidades de las personas, sus fortalezas y debilidades, con el objetivo de mejorar y aprender de ellas. Pasamos del contexto de saber lo que soy, a saber lo que me gustaría ser.