2017-(e)ko martxoa-ren 17-a, ostirala

“Con este programa adquieres experiencia laboral”

Con 25 años, Nerea Urizar disfruta de una estabilidad laboral gracias al proyecto Hazilan. Grado en Derecho y Máster en Abogacía, ha ido encadenando empleos tan diversos como el de cajera, teleoperadora, camarera o profesora de clases particulares. Actualmente, tras completar este programa el año pasado en el Behargintza del Duranguesado, está trabajando en el Departamento Jurídico de Eroski, donde completó las prácticas.

– ¿Por qué decidiste apuntarte al programa Hazilan?
Me apetecía conocer el Derecho desde una mercantil, a poder ser una empresa grande, para no cerrarme puertas de cara al futuro. Dado que hasta el momento había realizado dos periodos de prácticas, contaba con un año de experiencia en despachos de abogados multidisciplinares. Y esta vez, tenía ganas de descubrir cómo afecta el Derecho a una gran empresa.

– ¿Qué te aportó la parte formativa?
La fase Aktibatu me ha aportado una mayor perspectiva en mi vida. Me ha ayudado a empatizar, valorar y comunicarme mejor con las personas. Aunque en un primer momento da la sensación de que su aplicación se da sólo en la vida privada, en realidad no es así. Estas competencias son aplicables a todos los ámbitos de la vida. Es por ello por lo que resultan de gran utilidad en el trabajo. Asimismo, estimo que la formación que hemos recibido ha sido amena y completa y ha ayudado a la cohesión de un grupo de jóvenes muy variopinto, que se encontraba en la misma situación laboral; sin trabajar de lo suyo, como se suele decir.

– Después vinieron las prácticas. ¿Elegiste tú realizarlas en Eroski?
El curso se imparte en todas las mancomunidades del País Vasco. El que yo he realizado ha sido impartido por Durangaldeko Behargintza. Desde un primer momento, de cara a la búsqueda de las prácticas, se ha tenido en consideración el ámbito geográfico de las mancomunidades. En mi caso, en el Duranguesado existe una gran cantidad de empresas, por lo que me resultó fácil realizar una selección de las que podrían ser de mi interés. Dentro de mis preferencias, estaba que fuera una empresa grande, de ámbito nacional o internacional, y a poder ser con un departamento jurídico completo. Por eso pensé que Eroski, S. Coop podría ser la opción. Desde Durangaldeko Behargintza contactaron con Eroski y tras la exposición del proyecto y de valorar mi currículum, me aceptaron para completar cuatro meses de prácticas que se prolongaron durante dos más.

– ¿En qué consistía tu trabajo?
Dentro del Departamento Jurídico formaba parte de la Sección de Arrendamientos, en la que mis funciones principales eran el análisis y la redacción de contratos de arrendamiento y sus renovaciones, la gestión de las comunidades de propietarios, así como dar respuesta a los oficios del juzgado.

– Finalmente te propusieron quedarte. Imagino que no te lo pensarías dos veces.
En el transcurso de las prácticas, cuando llevaba cuatro meses y medio, surgió una vacante en el Departamento Jurídico, en la Sección de Letrado Asesor, y me propusieron participar en el proceso de selección dado que la persona responsable de prácticas con la que venía trabajando hizo una valoración muy positiva de mi trabajo. El puesto me parecía muy interesante, y ambicioso, ya que que podía aprender muchísimo, por lo que no dudé en aceptar agradecida participar en el proceso de selección. Después de varias entrevistas y una semana y media de nervios, me comunicaron que había sido la persona elegida. De momento, tengo un contrato de seis meses prorrogable a otros seis.

– ¿Cuál es tu valoración final de Hazilan?
Mi valoración de Hazilan es excelente. Ha cumplido con creces mis expectativas y ha hecho posible que me dieran esta gran oportunidad laboral que, sin un periodo previo de prácticas en la empresa, no hubiese conseguido. Creo que tal y como está el mercado, el alto nivel de competencia, debemos seguir formándonos y cogiendo experiencia. Este programa te da esa oportunidad. Y por el camino, quién sabe, puedes estar en el momento oportuno en el lugar oportuno y conseguir lo que buscabas, como yo.